HISTORIA Nº 41: ¡Ningún asado!



(Historia enviada por Paola, de Bogotá, Colombia)